Supervivencia del bolsillo: manual para ahorrar en ropa

¡Por fin han llegado!, después de tanta espera nuestros bolsillos gritan  impacientes: ¡REBAJAS!

Según la FUCI (Federación de Usuarios y Compradores Independientes), este año gastaremos un 20% más con respecto al año pasado, en contraste con las previsiones de gasto que contemplan los comerciantes y que no superan los 50€ por persona…

En Fintonic.com hemos observado que un 10% de nuestros usuarios han decidido gastar parte de sus ahorros en caprichos textiles, ascendiendo a una cifra anual de 3.427,92€.

Tanto si perteneces a ese 10% como si no, y deseas darte algún caprichillo, hemos decidido darte unos consejos para que ni te engañen las estrategias de marketing de las tiendas ni tu propia conciencia…

Pero antes de salir a comprar, ¡hazte un presupuesto y cíñete a él! Si de verdad quieres ahorrar ponte un límite en tu presupuesto de Fintonic.com (si no lo has hecho ya estás tardando) y si eres un poco compulsiv@ saca esa cantidad del cajero, ¡nada de tarjetas! Hay que evitar los números rojos a toda costa.

Lo que aún no sabes:

No es oro todo lo que reluce

Aléjate de los carteles de fondo llamativo con letras grandes y con increíble legibilidad. ¡No siempre indican precios bajos, es un truco!

Cuidado también con los mercadillos y tiendas de marcas más baratas, que tengan toda la ropa revuelta no quiere decir que esté rebajada al 70%.

Que no te den gato por liebre

¡Cuidado con los productos de “compra impulsiva”! Los estantes de pulseras, las colonias, y todo lo que esté cerca de la caja…¡evítalo! Seguro que no lo necesitas.

Los dependientes de la tienda suelen llevar prendas más difíciles de vender, que nos hace pensar que es lo último en moda. Se realista ¿te quedaría bien?

¡Atento en los probadores! La atención personalizada, o la ropa olvidada “estratégicamente” de un dependiente,  implica que te intenten “colocar” más de lo que tú ibas buscando.

Jugando con nuestros sentidos

Tanto la música , como el aroma o la perfecta iluminación que hace que todo lo que te pruebas te quede perfecto, forman parte de la estrategia de marketing de las tiendas para atraerte a comprar.

Lo que seguro que sabes y no debes olvidar:

Antes de salir de casa:

Prioriza las necesidades: Haz “operación limpieza”, una lista de lo que te quedas:

Todo lo que “dudes” que te vayas a poner ¡Regálalo, tunéalo o intercámbialo!, no te engañes pensando que te lo pondrás, sabes que lleva años  sin usarse y seguirá ahí por mucho que la cortes de aquí o de allí…o ¡Véndelo! Hay muchas tiendas de segunda mano.

Todo lo que “no uses”, despídete de ello, quédate sólo con lo que te encante o con ropa de fondo de armario.

¡Bien!, ya sales con la idea clara de casa, pero importante:  para controlarte no olvides dejar el Presupuesto marcado dentro de  Fintonic.com, te ayuda con alertas antes de que te sobrepases, e incluso tendrás más claro si puedes darte algún capricho viendo de un vistazo la evolución de tus gastos e ingresos,… y si ya es tarde, ¡no te desanimes! la herramienta  te ayuda a recortar en todo tipo de gastos para próximas ocasiones.

En el campo de batalla:

No a la última tendencia a no ser que te enamores de algo en las tiendas de descuento. Muchos Outlets de las afueras y otras tiendas económicas ofrecen diseño, moda y tendencia. La calidad puede ser inferior y su vida más corta, por lo que es la oportunidad ideal si tienes un presupuesto limitado para para comprar las tendencias que consideres que no durarán más de un año.

Evita las prendas que no sepas combinar y no compres para tu yo más delgado, es otra forma de apilar ropa que nunca te pondrás.

¡Alquilar ropa sí! Apilar ropa sin estrenar o de un solo uso nunca fue buena idea. No compres ropa de gala, para eso existen tiendas que alquilan cómo 24fab o los tocados de boda de Mimoki.

 

Fíjate en las etiquetas, si es necesario llevarlo a la tintorería cada vez que quieras lavar esa prenda ¿no crees que quizás no compense el gasto extra?, y sigue los consejos de limpieza para alargar la vida de toda tu ropa.

 

  No compres algo sólo porque esté rebajado, piensa si lo comprarías con su precio original, y si no es así, vuelve a dejarlo en su sitio…Si dudas demasiado mejor déjalo para mañana, pensarás con claridad y harás una mejor elección.

  No te olvides de los programas de fidelización como tarjetas de cliente con la que obtendrás descuentos y regalos.

Compras online: cómodas y a lo mejor peligrosas

Puede ser muy cómodo, sobre todo por las facilidades de cambio o devolución que ofrecen estos servicios hoy en día. Los hombres han encontrado un filón, ya que el método tradicional no les iba y les generaba rechazo.

Debes tener mucho autocontrol, no olvides que pagas con tarjeta, se muy consciente de ello…(los consejos de fijarte un presupuesto y comprar lo que necesitas deberían aplicarse más que nunca).

Compara precios a través de buscadores como ciao.es, modafinder.com o encuentraprecios.es, siempre encontrarás lo que buscas a precios inmejorables.  También existen cientos de blogs que te ayudarán a inspirarte y a combinar prendas imposibles. Para chica tienes desde el diablo viste de Zara a el blog de Teresa Baca, y para chico, desde trendenciashombre.com a fashionbeans.com (que aunque esté en inglés, merece la pena tantearlo).

¿Y para los peques?

Separa al acabar la temporada lo que les sirve, y no compres en la nueva temporada hasta que compruebes qué necesitan.

Compra con cabeza, impón un uniforme entre semana con básicos de las grandes superficies (tú también puedes hacerlo como uniforme de trabajo, así podrás tener más para tus caprichitos).

En rebajas compra de año en año. Apunta qué compras y la talla, ¡sino te olvidarás seguro!

Estira la ropa: rodilleras en pantalones, uniformes de 2ª mano, mover botones, etc.

Si te interesan las compras online, existen tiendas como Percentil que pueden interesarte, es un portal de compra-venta de ropa de 2ª mano con descuentos de hasta el 70% sobre el precio del mercado.

Si tienes en cuenta estos consejos te será fácil detectar cuando estás comprando por impulso y cuando por necesidad. Usa la tecnología como Fintonic.com para que lleven la gestión de tu presupuesto, ¡No se te escapará una!

¿Que piensas?