Ideas para financiar un viaje de fin de carrera

Tiempo estimado: 4 minutosdentro de nuestras fronteras. Los sitios más visitados con Ibiza y las Islas Canarias.

Los viajes de fin de carrera son los más esperados por los universitarios. Las duras y largas horas de estudio y biblioteca tienen su recompensa en las vacaciones junto a compañeros y amigos. Es el momento de dejar de lado los exámenes y abrir paso a uno de los mejores viajes de nuestra vida. Disfrutar de unos días de diversión y relax, después de haber conseguido un título universitario, es algo inolvidable.

Lo primero que se necesita a la hora de hacer un viaje de fin de carrera es tiempo para organizarlo. Según afirma la directora de la agencia de viajes The Fun Plan, Nuria Mohedano, los viajes se deben organizar con bastante tiempo de antelación, entre 4 meses y un año antes de poner rumbo a tu lugar paradisíaco. Por lo que durante el curso se deben buscar huecos para elegir la fecha concreta del viaje, elegir el destino, decidir si se organiza por cuenta propia o a través de agencia, calcular cuál es el presupuesto y buscar las diferentes formas para poder financiarlo.

 

Los pasos para organizar un viaje de fin de carrera

En cuanto al presupuesto, es imprescindible tener claro cuánto dinero se tiene o cuánto se está dispuesto a gastar. En función de ello, se podrá elegir un destino u otro y unas fechas u otras. Por ello, es aconsejable tener en mente al menos 3 destinos posibles con diferentes presupuestos.

Una vez establecido el anterior punto, hay que conocer las preferencias del grupo con quien vamos a realizar el viaje de fin de carrera. Nos ayudará a encontrar la mejor oferta económica si sabemos con certeza qué tipo de viaje estamos buscando. En el caso de que haya división de opiniones a la hora de elegir el destino, tenemos dos opciones: organizar dos viajes diferentes y que cada uno elija el que más le guste o elegir el destino que prefiere la mayoría.

Ideas para financiar un viaje de fin de carrera

Tener claros estos aspectos con antelación es una ventaja a la hora de encontrar alojamiento. En primer lugar, es más fácil encontrar un hotel con habitaciones disponibles para todos los miembros del grupo. En segundo lugar, cuanto antes se reserve un viaje, más barato sale, tanto en el alojamiento como los vuelos. Además muchas agencias hacen descuentos para viajes de fin de carrera si se llega a un número determinado de viajeros.

Asumir responsabilidades es otro paso que forma parte de la organización de un viaje de fin de carrera. No podemos olvidar que la decisión de celebrar por todo el alto el fin de la universidad es de cada uno. Para una mayor efectividad, es aconsejable asumir responsabilidades colectivas. Es decir, dividir las responsabilidades entre todos. Algunos se encargarán de elegir las fechas, otros de gestionar el alojamiento, otros de gestionar las excursiones y otros de coger los vuelos y contar cuánta gente se es en total.

 

¿Cuáles son los destinos favoritos de los estudiantes?

La agencia de viajes universitarios, The Fun Plan ha detectado cuáles son los destinos más solicitados a la hora de hacer viajes de fin de carrera. Por lo general, los universitarios prefieren poner fin a esta etapa de su vida viajando a lugares de sol y playa. Cancún y Punta Cana se posicionan como las principales preferencias. En estos destinos, el precio medio por persona es de 1.000 euros durante 7 días con todo incluido.

 

 

Sin embargo, cada vez más grupos organizan viajes dentro de nuestras fronteras. Los sitios más visitados con Ibiza y las Islas Canarias. Los motivos son el clima y la fiesta, además de sus económicos precios. Otra tendencia cada vez más demandada es la organización de viajes de interior. Se buscan ciudades como Barcelona, San Sebastián, Lisboa, Roma o París.

 

Ideas para financiar el viaje de fin de carrera

Los estudiantes, por lo general, no tienen un ingreso mensual en sus cuentas bancarias ya que la mayoría dedican todo su tiempo a estudiar y no a trabajar. Por ello, la financiación del viaje de fin de carrera es el requisito más buscado por todos los estudiantes. En este sentido, cualquier idea es buena para conseguir un poco de dinero y así reducir el presupuesto que tenemos que invertir en el viaje. Algunas ideas divertidas y eficaces son las siguientes:

1. Organizar rifas

Una opción muy utilizada es comprar algún objeto de valor entre todos los miembros del grupo y ponerlo a la venta. Para ello, se venden papeletas o rifas con un número y se organiza un sorteo. Si se consigue vender un número elevado de papeletas, la inversión habrá merecido la pena. Es fundamental que el objeto de sorteo sea de gran interés y que merezca la pena comprar una rifa.

dentro de nuestras fronteras. Los sitios más visitados con Ibiza y las Islas Canarias.

2. Vender productos

Otra alternativa es vender productos. Averiguar si alguien del grupo es bueno en la cocina o cosiendo. Si se tiene la suerte de que sí, se pueden hacer galletas, bollos o cualquier otro alimento y ponerlo a la venta en la universidad. También es posible montar un quiosco de chuches y ganarse algo de dinero para financiar el viaje. En cuanto a la costura, se pueden vender bolsos o prendas de tela, collares, anillos, bufandas, etc.

También se puede encargar algún objeto útil, como un mechero o un llavero, y serigrafiarlo a modo merchandising del viaje. Ponerlo a la venta a un precio simbólico para vender el mayor número posible.

3. Organizar fiestas

Qué mejor forma que conseguir financiación mediante una fiesta. La idea es reservar un local y organizar una fiesta por cuenta propia. Los viajeros se encargan de la música y la bebida. Se puede dar a conocer la celebración d la fiesta a través del boca a boca, mediante flyers o carteles que se colocan en la universidad, a través de las redes sociales, etc. Esta es una financiación asegurada.

4. Organizar conciertos o espectáculos 

De la misma forma, seguro que alguien tiene el don de hacer reír, tiene una voz prodigiosa o toca algún instrumento. En este caso, se pueden organizar espectáculos o conciertos de cara al púbico y pagar un precio de entrada por asistir a los mismos.

A medida que se va recaudando dinero es aconsejable llevar un control de todos los movimientos. Al igual que se reciben ingresos por la puesta en marcha de alguna de estas ideas, también se realizan gastos para comprar el material necesario. Por ello, es muy recomendable utilizar la app de Fintonic para controlar las cuentas. Lo mismo ocurre cuando se empieza a pagar el vuelo, el alojamiento, la comida, las excursiones… ¡todo estará controlado con la app de Fintonic!

¿Que piensas?