Especial Los Oscar: Películas de bajo presupuesto que arrasaron en taquilla

Tiempo estimado: 6 minutos

especial-los-oscar-peliculas-de-bajo-presupuesto-que-arrasaron-en-taquilla

Los españoles gastamos una media de 52 euros cada mes en ocio y cultura, según Fintonic. Dentro del ocio y la cultura, uno de los planes más comunes entre los españoles es el cine.   El precio medio de una entrada de cine en España durante el fin de semana es de 7,27 euros por persona, según un estudio de FACUA. Madrid, Guadalajara y Barcelona son las ciudades españolas donde el cine es más caro. El precio de la entrada ronda los 9 euros de media. Por su parte, ir al cine en Melilla solo cuesta 5 euros en fin de semana.

El estudio de FACUA hace hincapié en los viernes, sábado y domingos porque son los días en que los cines reciben a un mayor número de espectadores. A pesar de que el día del espectador el precio de las entradas es inferior, los españoles aprovechamos los días libres para hacer planes de ocio.

El cine es uno de los planes más comunes a la hora de decidir qué hacer un día del fin de semana. Sin embargo, los consumidores nos quejamos del elevado precio que tienen las entradas. Con el objetivo de acercar a la gente a las salas de cine, se ponen en marcha diferentes proyectos y promociones, para que disfrutar de una buena película sea más barato.

Ofertas y promociones de cine

Una de estas iniciativas es la Fiesta del Cine. Durante tres días, entre semana, la entrada de cine cuesta 2,90 euros. Tanto fue el éxito de la primera edición de la Fiesta del Cine que esta iniciativa ya se ha llevado a cabo en varias ocasiones. ¡Y los apasionados del cine estamos encantados! Las salas se llenan cada día para todas las películas en cartel. Con esta iniciativa se pone de manifiesto que el cine lo consumiría más gente si no tuviera un precio tan elevado.

especial-los-oscar-peliculas-de-bajo-presupuesto-que-arrasaron-en-taquilla

De la misma forma, cada sala de cine tiene su Día del Espectador. Durante este día, las entradas de cine están a un precio más bajo del habitual. No obstante, este día siempre suele ser entre semana, buscando un aumento de afluencia en los días en los que menos gente va al cine.

Por otro lado, las compañías dedicadas a la exhibición de películas en la gran pantalla han creado ofertas específicas para conseguir llenar las salas. Un ejemplo lo encontramos en Cinesa. En su web podemos encontrar varias promociones. Una de ellas es la Gran Quedada. Si compras entre 4 y 8 entradas, cada una de ellas te sale por 5,70 euros. Un buen precio si tenemos en cuenta que la entrada te puede llegar a costar 9 euros.

El aumento de espectadores se traduce en una mayor recaudación para las compañías cinematográficas, por lo que esperamos que sigan lanzando ofertas y descuentos para poder disfrutar de una película a un precio más razonable. Las producciones de cine cuestan mucho dinero, pero siempre será mejor recaudar menos dinero por cada persona, pero que sean más las personas que van a ver la película, ¿no crees?

Cuánto cuesta hacer una película

Cuando hablamos del presupuesto que cuesta hacer una película, nos referimos a todos los factores involucrados. Desde la producción, pasando por el vestuario, hasta el coste de los actores y demás trabajadores que intervienen, hasta el coste de los decorados y los escenarios.

Si nos fijamos en el informe que publicó el diario The Independent sobre los costes de producción de una película independiente de éxito, el precio total puede ascender a los 2.950.000 euros. Este dinero se divide en el desarrollo del guión (75.000 euros), en los escenarios (375.000 euros), en el material de producción (900.000 euros), en el equipo técnico (300.000 euros), y un largo etcétera. Dentro de este presupuesto, tenemos que incluir el salario de los actores. Según las tablas salariales de la Unión de Actores y Actrices, un actor protagonista puede llegar a cobrar 713,5 euros por sesión. Esta cifra asciende a los 8.592,4 euros en todo un mes. Por su parte, los actores secundarios, pueden llegar a cobrar 6.448,77 euros al mes. Estos salarios se corresponden con las películas de mayor presupuesto. En el caso de que la película sea de bajo presupuesto, el actor protagonista cobra unos 529, 24 euros por sesión.

Pero la crisis no ha sido una excepción en la industria cinematográfica, y a raíz de ello, se han puesto en marcha modelos alternativos de financiación para poder realizar películas. El crowfunding es el ejemplo más destacado. También se buscan modelos de remuneración de los intérpretes y técnicos, como la capitalización de los sueldos. Este último término se refiere a que las personas que intervienen en la realización de un producto audiovisual destinen una parte de su sueldo a la producción, según el libro “Producción cinematográfica: del proyecto al producto” de Federico Fernández Díez y Carolina Barco.

Quizás alguna de estas hayan sido las alternativas escogidas por las películas de bajo presupuesto que han logrado ser todo un éxito. A lo largo de la historia del cine, se han conseguido verdaderos taquillazos en películas que se iniciaron con presupuestos muy bajos. Los directores de estas películas han sido capaces de potenciar su creatividad para conseguir un proyecto de calidad y éxito. Incluso, algunas películas con presupuestos bajos, han conseguido nominaciones a los Oscar. A continuación, vamos a hacer un repaso por las películas con bajo presupuesto más exitosas o destacadas.
especial-los-oscar-peliculas-de-bajo-presupuesto-que-arrasaron-en-taquilla

Las películas de bajo presupuesto que consiguieron ser taquillazos

  • bulletazul La noche de los muertos vivientes
  • Rodada en 1968, se produjo con un presupuesto de 11.4000 dólares y acabó recaudando 30.000.000 de dólares. Su director fue George Romero, quién explotó la creatividad. Transformó el concepto cultural de zombie y comenzó una nueva era en la producción de películas de terror.
  • bulletazul Easy Rider
  • Esta película es del año 1969. Comenzó con un presupuesto de 360.000 dólares pero consiguió recaudar 41.000.000 de dólares. Dennis Hooper y Peter Fonda fueron sus protagonistas, quienes arrasaron encima de dos motocicletas.
  • bulletazul Rocky
  • Esta película de 1976 se produjo con un presupuesto de 950.000 dólares. Al final consiguió recaudar una cifra estratosférica: 225.000.000 de dólares. Parece ser una película de elevada inversión, pero eso se debe al sistema Steadycam, inventado por Garret Brown. Era la primera vez que se utilizaba.
  • bulletazul Halloween
  • El presupuesto invertido en Halloween fue de 325.000 dólares, cuya recaudación fue de 47.000.000 de dólares. Su director por John Carpenter, todo un maestro en la administración de presupuestos. Su creatividad llegó a elevados niveles ya que para hacer la máscara de Michael Myers utilizó una careta del Capitán de Star Trek, que le costó dos dólares.  
  • bulletazul Mad Max
  • En este caso el presupuesto fue de 350.000 dólares. La película acabó recaudando 100.000.000 de dólares. Tan ajustado fue el presupuesto que las escenas tuvieron que ser capturadas a la primera toma, ya que no había dinero para más coches. Su actor revelación fue Mel Gibson.
  • bulletazul Clerks
  • Está película se entrenó en 1994 y fue rodada en un único escenario. Su presupuesto fue de 27.000 dólares, aunque consiguió recaudar 3.151.130 dólares. Su director, Kevin Smith, tuvo que vender una parte de su colección de cómics para poder rodar la película.
  • bulletazul Napoleón Dynamite
  • Esta película es ya más reciente, del año 2004. Fue todo un éxito en Estados Unidos. Los adolescentes se sintieron identificados con su protagonista. El presupuesto fue de 40.000 dólares y la recaudación de 46.000.000 dólares.
  • bulletazul Paranormal Activity
  • La historia de esta grabación es para contarla. Fue rodada en tan solo una semana, sin guión y sin ninguna cámara trasera. Su presupuesto inicial fue de 15.000 dólares pero tanto fue su éxito que recaudó 190.000.000 dólares.

Estas son algunas de las películas de bajo presupuesto que consiguieron ser éxito de taquilla. Se posicionan como un excelente referente para aquellos directores que están comenzando a meter la cabeza en la industria cinematográfica. Como te habrás dado cuenta, no siempre el dinero es básico para poder realizar un proyecto. Es importante tener un control y una gestión financiera para poder realizar cualquier tipo de inversión. Pero también la creatividad es clave para que salgan adelante proyectos que, a priori, requerían de más dinero. Utiliza la app de Fintonic para controlar tus finanzas, y tu imaginación y creatividad para emprender todo aquello que te propongas.

¿Que piensas?