Decorar es fácil y barato: descubre cómo hacerlo

decorar barato

Las publicaciones sobre decoración en revistas, blogs y redes sociales son tendencia, pero lo cierto es que no todos tienen dinero o tiempo suficiente para tener su hogar con muebles a la última.

Un decorador profesional en España suele cobrar el equivalente al 10% de lo que invertirá una familia en amueblar y acondicionar su casa, una cantidad que puede ascender a un total de entre 10.000 y 15.000 euros para una casa que ronde los 70 metros cuadrados, eso si pensamos en artículos nuevos y sin contar con la tecnología y los electrodomésticos.

¡No te desanimes!, desde Fintonic te traemos 10 claves para reducir considerablemente el gasto en tu proyecto decorativo:

1) Primero vende; compra después. Cualquier mueble o artículo de decoración que ya tengas y con el que creas que no vas a contar en tu nueva casa tiene que tener salida, y no en un vertedero, sino en el mercado de segunda mano. Ya sea por Internet o en sitios especializados, cualquier ganancia que obtengas será buen recibida. Te servirá para ordenar tus prioridades de decoración y ganar algún dinero extra para comprar después lo que de verdad te gusta.

2) Espera a los meses de enero y julio. Ésos son los dos meses previos a las grandes exposiciones de temporada, en febrero y agosto. Es entonces, justo antes de la ‘temporada alta’ de ventas, cuando las tiendas aprovechan para renovar el inventario con rebajas, promociones y venta de muestras, muchas en muy buen estado.

3) Cultiva la paciencia, sobre todo en las rebajas, y confía en la web (si cumple estándares mínimos). No seas impulsivo. Recuerda que Internet puede ser de gran ayuda. De un vistazo encontrarás miles de páginas en las que comprar muebles online, encontrar gangas e intercambios, descuentos interesantes,… En muchas de ellas puedes encontrar simuladores con posibles diseños y pequeñas herramientas para hacer tu presupuesto.

4) Apuesta por el trueque y el intercambio. En la web Mercadillo Semanal puedes encontrar un amplio listado con lugares y espacios para la compra-venta de muebles y decoración de segunda mano. En España todavía no son tan habituales las ‘ventas de garaje’ como en EE.UU. o en algunos países de Europa, pero puede que tu barrio sea la excepción. Habla con las asociaciones de vecinos para que te informen.

5) Negocia cada precio, aunque sea de segunda mano. Siempre hay que poner encima de la mesa la posibilidad de un intercambio; si no es así, negocia y sondea al vendedor. Antes, busca referencias en tienda nueva e incluso entre otros posibles vendedores de la competencia. Puedes conseguir una rebaja inesperada.

6) Céntrate en un tema para decorar. Blanco y negro, étnico, clásico, azul, metalizado. Busca el ‘tema’ que quieres que domine tu nueva casa y atente a él. Tener una idea en la cabeza hará que evites comprar cosas que no ncesitas y tu bolsillo te lo agradecerá infinitamente.

7) Ante la duda, apuesta por el verde. No hablamos del color, sino de las flores y las plantas, mejor si son naturales y puedes darles unos buenos cuidados. Si la jardinería de interior no es tu especialidad, no te cierres a la posibilidad de usar plantas artificiales, ya que cada vez son más verosímiles y ‘visten’ cualquier atmósfera a un buen precio.

8) No olvides el efectivo. Un buen comprador de segunda mano siempre va ‘de caza’ con dinero en efectivo. Aunque cada vez están más extendidos los datáfonos, un mercadillo verdaderamente clásico funciona con billetes y monedas. No querrás perder un artículo por no tener dinero en tu bolsillo para pagarlo.

9) Pinta tú, pero deja los retos a unos profesionales. Esto vale para las paredes y para los muebles: es mucho más barato pintar tú mismo, pero si no tienes el pulso o las herramientas adecuadas, acude a los verdaderos especialistas. El techo suele ser la parte más complicada de pintar, pero puedes experimentar con el resto de paredes, combinando o no los colores. Usando pintura plástica, el precio por cada metro cuadrado de pared o techo rondará los 4 o 6 euros.

10) Busca arte a buen precio; es posible. No hay excusas para tener una pared en blanco a día de hoy. Además de que todos tenemos un amigo más o menos ‘artista’, el mundo de las reproducciones de obras conocidas, de siempre, carteles de película,… Cazar arte asequible. Hay tantas maneras de encontrar arte asequible en estos días que no hay realmente ninguna excusa para paredes en blanco. Puedes encontrar inspiración (y posibles adquisiciones) en páginas como Etsy, la web de Craigslist en Madrid o eBay.

Después de estos 10 consejos para amueblar y decorar una casa a buen precio, recuerda que la herramienta de Fintonic permite elaborar presupuestos a medida y acceder en tiempo real a todo lo que está pasando en tus cuentas bancarias. Cualquier movimiento ‘inesperado’ se detectará mediante una alerta. Disfrutarás de tu nueva casa sin tener que estar pendiente de tus cuentas.

¿Que piensas?