En el momento en el que se vive en pareja pueden surgir de manera irremediable muchos conflictos. Y, uno de ellos, podría tener que ver con la gestión del dinero en el hogar. Por eso, hoy respondemos a una pregunta que cada vez se hacen más parejas: ¿cómo gestionar tu dinero cuando cobras más que tu pareja?

Estamos ante uno de los problemas más habituales en las relaciones de pareja. Por lo que si no quieres que afecte más de lo necesario, es importante hablar las cosas y cortar los problemas de raíz.

Cómo gestionar el dinero en una pareja (cuando un miembro gana más que el otro)

Salvo que los dos miembros de la pareja tengan exactamente el mismo salario, la probabilidad de que uno gane más que el otro es muy alta. Entonces… ¿cómo gestionar el dinero en pareja en estos casos?

No todas las personas son iguales ni tampoco todas las parejas piensan de la misma manera. Por lo que en el momento en el que entran salarios distintos en una misma casa, ¿qué se debe hacer? ¿Qué es lo correcto o lo más adecuado?

Cada miembro aporta el 50% de su sueldo

Una opción es que cada miembro de la pareja contribuya de manera equitativa con el 50% de su salario. Sin embargo, aunque parezca lo ideal, podría ocurrir que la diferencia de salario entre ambos fuera muy alta y llegasen los problemas.

Por ejemplo, si un miembro de la pareja gana 2.000 € estaría aportando 1.000 €, mientras que si el otro gana 1.000 € esté aportando solamente 500 €. ¡Uno de los miembros estaría aportando el doble de dinero!

Se reparten los gastos por igual

Otra posibilidad es repartir los gastos por igual entre ambos.

Por ejemplo, si cada mes los gastos de vivienda, comida y otros suponen unos 1.500 €, cada miembro deberá aportar 750 € a una cuenta en común. Es una solución que cada vez más parejas llevan a cabo. Sin embargo, los problemas surgen cuando uno de los miembros gana mucho menos y no se puede permitir aportar tanto o, lo que es peor, si se ha quedado sin trabajo.

¿Cuál es la mejor solución?

Lo ideal quizás sea repartirse los gastos, de tal manera que ambos paguen lo mismo mes a mes. Además, en una pareja siempre debe haber total confianza para hablar las cosas, por lo que si en algún momento consideras que la situación financiera con tu pareja no es justa, es mejor que lo habléis cuánto antes.

Si bien es cierto que, si un miembro gana mucho más dinero, el otro podría verse un poco más apretado para llegar a fin de mes. Por lo que en estos casos, quien gane más también podría aportar un poco más (siempre y cuando ambas partes estén de acuerdo).

  • Este otro artículo sobre cómo compartir finanzas con la pareja resulta muy interesante y te podría resultar de gran ayuda si no tienes claro cómo afrontar la situación financiera en tu casa.

Claro que, para llevar un mejor control de los gastos y organizar tus cuentas, con Fintonic tendrás todo verdaderamente bajo control. Sabrás dónde se va tu dinero y cuánto tienes que ahorrar para vivir tranquilo unos cuantos meses, además de muchas otras funcionalidades que no conoces.

Así que ya sabes, no permitas que el hecho de cobrar más dinero que tu pareja cree conflictos en el hogar, sobre todo ahora que ya sabes cómo gestionar la economía en tu casa sin que ninguno de los miembros resulte perjudicado.

Y tú, ¿vives en pareja? En ese caso… ¿cómo gestionáis el dinero? ¡Cuéntanoslo en los comentarios! Y si tienes cualquier consejo, curiosidad o pregunta que no hayamos comentado, ¡no esperes! Puedes ayudar a muchos usuarios que lean tu comentario en nuestro blog 😉