La mejor manera de conseguir una buena condición a la hora de pedir un préstamo es tener toda la información acerca de tu salud financiera para poder negociar con ella. Esto es así. Si no sabes cómo es tu liquidez, tu capacidad de pago, tu riesgo… no puedes negociar esas comisiones o demás condiciones con las entidades financieras. Estas podrán darte las circunstancias que consideren oportunas, y tú no podrás hacer nada para rebatirle. Como dijo Francis Bacon “la información es poder”, así que procura tener todos los datos posibles sobre tu situación para poder obtener las mejores condiciones y tener unas finanzas saneadas.

¿Cómo puedo saber cuál es mi salud financiera?

Al contrario de los que muchos piensan, con saber el dinero que ingresas cada mes, y lo que tienes ahorrado en tu cuenta bancaria no es suficiente para que una entidad pueda fijar unas condiciones de financiación.

Los bancos se fijan en muchos otros factores que hacen que tus intereses y demás condiciones de tu préstamo sean más o menos favorables. El Score crediticio es el indicativo más fiable para conocer la salud financiera de una persona. Este índice es un número entre 0 y 900 que indica cómo ven tus cuentas las entidades financieras. Cuanto más alta sea, mejor, ya que significará que gozas de una mejor salud financiera. Para determinar este indicativo, se tienen en cuenta más de 160 variables ¡No solo tus ahorros y tu sueldo! Efectivamente, se comprueba tu nivel de ingresos y su frecuencia, tu liquidez y la tendencia que sueles tener, tus históricos de pago (si has tenido descubiertos, devolución de recibos, etc.), tu nivel de endeudamiento, si has solicitado créditos alguna  vez, cuánto y para qué… Toda información es importante para determinar cómo es tu salud financiera.

solicitud prestamo banco

Con ese examen financiero estás en las mismas condiciones que una entidad para negociar cara a cara sobre las condiciones que podrán darte. Así podrás obtener mejores, siempre que cuentes con una buena situación. En caso de tener o querer que mejorarlo, puedes estar tranquilo porque Fintonic, además de ser la única empresa en España que te da la información sobre tu score crediticio totalmente gratis, ¡te ayuda a mejorarlo! A través de una serie de consejos y recomendaciones, nuestros profesionales te irán guiando para que consigas la mejor puntuación y puedas acceder a los mejores productos financieros.

Cada banco tiene condiciones diferentes

También es importante saber que no todos los bancos tienen condiciones universales. Es más, no solo los bancos dan créditos, sino que entidades financieras también los dan. Las condiciones las estipula cada empresa según considera conveniente y dependiendo del tipo de crédito, cliente, características personales… etc. Por ello, hacer una comparativa entre las condiciones que te da cada entidad es un gran acierto para conseguir la que mejor se adapta a ti y tus circunstancias.

Otro factor que influye a la hora de tener mejores condiciones cuando vas a pedir un préstamo es que tengas garantías de pago. Es decir, que estés trabajando, no estés muy endeudado y tengas ahorros que te respalden. Por ello, tener una buena gestión de tus ingresos y tus gastos es indispensable para poder ahorrar mes a mes, y sacar el máximo partido a lo que ganas.

acuerdo préstamo

¿Qué no tienes tiempo de hacer una comparativa de ese tipo? ¡No te preocupes! Fintonic lo hace por ti ¡gratis! Sí, puedes solicitar tu préstamo, directamente a través de la app de Fintonic en menos de 3 minutos. El proceso es muy sencillo, solo tienes que entrar en la app, dirigirte a la pastilla de préstamos, elegir el importe, el plazo y el nuestro equipo se encarga del resto.

En Fintonic buscamos, comparamos y negociamos con nuestras entidades TOP (BBVA, Creditea, EVO Finance, BigBank, Wanna, WiZink y Zaplo) para conseguirte las mejores condiciones de financiación del mercado. Y todo de forma rápida y gratuita. En menos de lo que calientas un café tienes hecha la solicitud.

 

Consejos para solicitar un préstamo

Uno de los aspectos a considerar es que debes conocer todas las cláusulas que puede tener un contrato de un préstamo. Es la única manera de que puedas valorar las condiciones con ellos. Por ello, es recomendable que revises el contrato y los intereses que te han fijado, así como el resto de condiciones, como la amortización. Este punto es muy importante. En muchos préstamos, si amortizas tienes penalización, por lo que debes fijarte que esté especificado en las condiciones. Esto es importante porque si ahorras una cantidad, puedes aportarla, reduciendo la deuda, y, por ende, los intereses. No dejes ninguna cláusula sin leer.

También es importante que evalúes tu situación financiera antes de pedir financiación. Si ya tienes un préstamo o tienes un sueldo muy bajo, puede que no sea el mejor momento para pedirlo. No es aconsejable que destines más del 40% de tu sueldo en pagar créditos. Tampoco deberías dejar a un lado tu objetivo de ahorro. Esto significa que la cuota que pagues de préstamo no debe influir en la cantidad que tengas destinada al ahorro, es decir, que puedas hacer frente a ambas cosas y seguir disponiendo de dinero para tus gastos fijos.

Como ves, la organización y la información son básicas para una buena salud financiera y, por tanto, para conseguir mejores condiciones de financiación. Confía en tu asesor financiero personal, la app de Fintonic, y ¡saca partido a tus finanzas!

¿Tienes cualquier consejo, curiosidad o pregunta que no hayamos comentado? ¡A qué esperas! Puedes ayudar a muchos usuarios que lean tu comentario en nuestro blog 🙂