Cómo ahorrar cuando somos muchos

Cómo ahorrar cuando somos muchos

Seguro que alguna vez has escuchado aquello de que un niño “viene con un pan debajo del brazo”. Esto se debe, sobre todo, a que la llegada de un niño trae felicidad, pero también una serie de gastos importantes. Según diversos estudios, durante el primer año de un bebé se gastan unos 6.000 euros, entre las compras de carrito, cuna, ropita, etc. y también pañales, toallitas, jabón, y demás gastos del día a día. Pero esto no acaba aquí. Si tienes niños ya sabes a lo que me refiero. Según van creciendo hay que comprarles más ropa, el calzado se desgasta antes, comen más, hay que pagar actividades extraescolares, etc, una familia con niños pequeños gasta mucho dinero al mes.

Por este motivo, desde Fintonic hemos decidido recopilar una serie de consejos de ahorro que pueden seguir las familias más numerosas y conseguir reducir el gasto familiar. Y, aunque no os lo parezca, los expertos coinciden en que el primer truco para conseguirlo es conocer cuánto nos estamos gastando y en qué.

En este sentido, Fintonic puede ayudarte a ordenar y comprobar de forma muy sencilla en dónde podemos ahorrar ya que la app de Fintonic te muestra de un pantallazo todas las partidas que hemos mencionado anteriormente.

Plan de ahorro familiar

Para que una familia numerosa pueda organizarse bien económicamente y tener un plan de ahorro claro, hay que fijar un presupuesto en el que se incluyan los gastos fijos del mes, así como unos límites para los variables. De esta manera, siempre queda algo para ahorrar ante posibles situaciones imprevistas.

Cómo ahorrar cuando somos muchos

Tranquilo, no hay que volverse loco recopilando tickets o cuadrando hojas de Excel, ya que con la app de Fintonic podrás elaborarte presupuestos personalizados acorde con tu patrón de gasto, de forma automática en un par de clicks.

A continuación, Fintonic te sugiere una serie de trucos y consejos para que las familias numerosas tomen nota y puedan ahorrar y tener una economía más desahogada.

Herencia entre hermanos. La primera medida a tomar es saber conservar bien los juguetes o la ropa para que sirva de una generación a otra. Conservando bien el material y guardándolo en cajas para evitar el deterioro, y clasificado para encontrarlo rápidamente, estarás ahorrando una importante cantidad de dinero con el siguiente hijo. Los vaqueros, las sudaderas o las camisetas son prendas de ropa que no pasan de moda y que siempre se puede volver a utiliza, lo mismo ocurre con juguetes clásicos. Un scalextric, un balón, una muñeca o un juego de mesa son algunos ejemplos de juguetes que pueden guardarse de hermanos mayores a pequeños.

 Uniforme escolar. Una forma útil de ahorrar en ropa en una familia numerosa es que los hijos vayan a un colegio en el que haya que llevar uniforme. De esta manera de lunes a viernes tan solo necesitan esas prendas. Además, no solo se ahorra, sino que favorece la igualdad y evita envidias o problemas con otros compañeros.

 Rebajas y outlets. El mejor momento para comprar ahorrando es la época de rebajas, y los establecimientos para el resto del año son los outlets. Las familias numerosas deben comprar en época de rebajas o en las tiendas con descuentos constantes para conseguir ahorrar un dinero cada vez que se compre.

 Compra – venta productos de segunda mano. También hay páginas web como ketekelo donde se pueden encontrar artículos casi nuevos para comprarlos más baratos, o vender los que ya no vayas a utilizar y estén en buen estado. Especialmente para los bebés es una opción muy aconsejable, ya que hay determinados artículos que apenas se utilizan y se pueden aprovechar mucho más. De igual manera, con el objetivo de ahorrar, la app wallapop ofrece compra – venta de cualquier tipo de artículo, por lo que es una opción para comprar productos que necesites más baratos o vender aquellos que ya no utilices.

 Aprovecha las ofertas 2X1. En los supermercados suelen ofertar determinados artículos con descuentos en los que pagas una unidad y te llevas dos. En familias numerosas en las que las compras deben ser más abundantes, o con productos no perecederos es una forma muy interesante y sencilla de ahorrar a largo plazo.

 Beneficio estatal para las familias numerosas. Existe una ayuda económica fijada por el Gobierno para las familias con tres o más hijos. Además, esta ayuda es ahora compatible con la nueva reforma fiscal, entrada en vigor a principios de 2015, en la que los integrantes de la familia pueden solicitar la deducción en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF). Para cualquier cuestión o gestión relacionada con la Administración Pública, consulta primero las páginas oficiales de esas instituciones, porque es probable que existan bonificaciones o deducciones a las que tu familia, si es numerosa, podrá acogerse.

 Transporte. A la hora de viajar, muchas agencias ofrecen descuentos a familias numerosas, con lo que ir en avión o hacer un crucero se puede convertir en una experiencia más asequible. Relacionado con el transporte, cabe destacar que también hay ayudas a familias numerosas a la hora de adquirir un coche. Por ejemplo, el impuesto de matriculación es un 50% más barato, y el Plan PIVE incluye una ayuda extra de 3.000 euros en la adquisición de un nuevo vehículo, siempre y cuando se presente el carné de familia numerosa.

En este tipo de familias la organización es fundamental, y que los miembros de la familia se impliquen y sean conscientes de la situación para ayudar en cualquier situación.

Cómo ahorrar cuando somos muchos

¿Que piensas?