El Black Friday y sus trucos

El Black Friday y sus trucos

El Black Friday o Viernes Negro es una iniciativa con origen en Estados Unidos. Se celebra el día posterior al Día de Acción de Gracias, que tiene lugar el cuarto jueves de noviembre. Durante el Black Friday una gran parte de los establecimientos tanto grandes como pequeños ofrecen descuentos agresivos en sus productos. Por lo general, los descuentos solo se aplican en tiendas físicas aunque en los últimos años se ha celebrado también el conocido Cibermonday. Se celebra el lunes siguiente con descuentos únicamente en compras online. Esta fecha se relaciona con el pistoletazo de salida a las compras Navideñas.

El Black Friday es una gran oportunidad para que las empresas incrementen la facturación de su último trimestre, a la vez que ponen a la venta el stock antiguo que no han conseguido vender en meses anteriores. Por su parte, los consumidores encuentran descuentos muy interesantes en productos de gran calidad. El Black Friday se aplica en prendas de vestir pero también en el sector de la electrónica y la tecnología, de la joyería, de la literatura, de los juguetes, de la belleza, etc. cada vez son más los sectores que se unen al Black Friday para vender sus productos.

Este Viernes Negro llegó a España en el año 2009, pero no fue hasta el 2012 cuando experimentó un gran auge. En nuestro país, los comercios suelen ofrecer descuentos durante todo el fin de semana. Al igual que ocurre en Estados Unidos, el Black Friday se aplica principalmente en tiendas físicas pero algunas empresas con presencia únicamente online se suelen sumar a esta iniciativa.

Durante el año pasado, el Black Friday movió más de 1.100 millones de euros, una cifra que se espera aumentar de forma considerable durante este año. Pero, ¿cuándo es el próximo Black Friday? Las fechas coinciden con su celebración en Estado Unidos. Por lo tanto, el Black Friday se celebrará el próximo 25 de noviembre.

El Black Friday y sus trucos

¿Cuánto gastamos los españoles de media en el Black Friday?

Durante el año pasado, los españoles destinamos una media de 205 euros en la compra de artículos rebajados durante el Black Friday. Pero este año se espera que destinemos una mayor cantidad. En cuanto a los productos que más se demandan, los artículos de electrónica e informática son los más deseados. Los teléfonos móviles, las tabletas, los ordenadores, los televisores o los electrodomésticos son los productos más tentadores durante el Black Friday. El motivo es porque sus precios habituales son elevados y en esta fecha podemos llegar a ahorrarnos una gran cantidad de dinero.

Algunos consumidores llegan al Black Friday con una idea clara de qué es lo que quieren comprar. Sin embargo, la mayoría se acercan a los establecimientos a la espera de ver alguna oferta que les llame la atención y sean realmente rentable. Es una buena oportunidad para realizar compras navideñas y ahorrar. No obstante, tenemos que tener en cuenta que solo tenemos un mes para poder devolver los artículos. Esto quiere decir que los regalos de Papá Noel podremos comprarlos en el Black Friday pero si queremos realizar alguna devolución el margen es muy escueto.  

Consejos para comprar durante el Black Friday

Con el objetivo de conseguir aprovechar el Black Friday, sin derrochar en dinero, pero consiguiendo los mejores descuentos, desde Fintonic hemos recopilado los siguientes consejos útiles para los consumidores:

1. Acudir a los establecimientos con una lista

Es aconsejable escribir qué artículos queremos comprar durante el Black Friday. En primer lugar pondremos aquellos que sean más necesarios porque serán aquellos a por los que iremos de forma directa. También debemos establecer un ranking de los artículos que creamos que se van a agotar más rápidamente. No olvidemos que en el Black Friday los productos más demandados vuelan. Después, escribiremos los artículos menos necesarios, podríamos llamarlos caprichos, pero que podemos comprarlos si tienen un descuento interesante.

El Black Friday y sus trucos

2. Comparar precios

Antes de salir de casa, debemos conocer cuáles son los descuentos que ofrecen cada uno de los establecimientos. De esta forma, podremos hacer un cálculo de lo que nos costará un mismo producto en una tienda u otra. Es una forma muy eficaz de ahorrar el mayor dinero posible. En la página web de las tiendas podemos ver cuánto cuesta cada producto y saber en cuánto se nos queda con el descuento. Otra opción es acudir unos días a las tiendas y ver qué productos tienen para así saber qué vamos a comprar durante el Black Friday.

3. Fijarse un presupuesto

Es fundamental decidir cuánto dinero queremos o tenemos la capacidad de gastarnos en el Black Friday. Es una fecha muy tentadora que puede provocar un derroche de dinero muy fácilmente. Por ello, fijar un presupuesto nos ayudará a no pasarnos de la raya. Una vez que compremos los productos más necesarios, podremos ver cuánto dinero podemos destinar a los caprichos. Es fundamental llevar un control de los gastos. En pleno proceso de compra es difícil poner a funcionar nuestra calculadora mental. Por ello, es aconsejable utilizar tu app de Fintonic para saber cuánto podemos gastar y cuánto llevamos gastado.

4. Ir a tiro hecho

Durante el Black Friday no hay quien pise una tienda prácticamente. Tendremos que soportar largas colas y, en algunas ocasiones, rebuscar y rebuscar hasta encontrar algo que nos sirva. Para agilizar el asunto, podemos echar un vistazo previamente a las páginas web de las tiendas y ver qué es lo que queremos comprar. De esta forma, iremos a tiro hecho y al llegar a la tienda solo tendremos que buscar el producto y pagarlo. Otra forma de ahorrar tiempo es ir a las tiendas menos transitadas y que estén localizadas en las afueras. Habrá mucha menos gente y será más fácil comprar.

5. Ir preparad@

Si queremos conseguir los mejores descuentos y no quedarnos sin stock, lo mejor es madrugar. Es un día en el que hay que luchar por los descuentos agresivos y pensar en nuestra economía. Es posible que un móvil, por ejemplo, esté agotado en una tienda pero ese mismo teléfono sí esté disponible en otra. El problema es que en esta segunda tienda el precio sea más elevado.

Por otro lado, debemos acudir al Black Friday con ropa cómoda. Nos estaremos moviendo de un lugar a otro y la rapidez y agilidad serán claves para echar mano a ese producto que tanto queremos antes de que lo hagan otros (¡las escenas de las pelis en rebajas son bastante reales!). El Black Friday sucede solamente una vez al año y descansar durante unos minutos porque el calzado nos está haciendo daño, sería perder un tiempo ¡que puede marcar la diferencia!

Una vez lleguemos a casa, podemos ver cuánto hemos comprado y lo que nos hemos ahorrado en relación al precio original de los artículos. Ten a mano en todo momento la app de Fintonic para establecer el presupuesto y controlar cada gasto ¡y a comprar y ahorrar en este Black Friday!

El Black Friday y sus trucos

¿Que piensas?