Alquilar piso sin morir en el intento

Alquilar piso sin morir en el intento

¿Estás pensando en cambiarte de ciudad? ¿Quieres vivir una nueva aventura? ¿Vas a empezar de cero en otro sitio? ¿Has encontrado trabajo pero tienes que mudarte a otra ciudad? Seguramente que una de las primeras cosas que has hecho es buscar lugar donde vivir. El principal gasto, el que todos los meses aparece en la cuentas de Fintonic, es la categoría de vivienda. En función de dónde estés buscando piso, puede resultar una tarea realmente difícil, por eso te dejamos estos consejos para alquilar un piso sin morir en el intento.

Mayor interés, mayor precio

El interés por encontrar un piso de alquiler ha hecho que el precio de éste también aumente, concretamente, un 3’8%, lo que supone unos 309 euros de media en nuestro país.

Pero este aumento, y el precio, varía mucho dependiendo de dónde quieras alquilar. Si te dispones a buscar piso en Palma, tenemos malas noticias: aquí es donde más han aumentado sus precios en comparación con otros lugares; un 23’9%. Aunque Málaga tampoco se queda atrás. Ésta es la capital que más ha incrementado sus precios. Quizás sea su playa o su maravilloso clima, pero sus precios han aumentado un 23’1%.

Seguro que con estos datos te estás preguntando cuánto ha aumentado en Barcelona o Madrid, las dos ciudades principales en España. Pues Barcelona es la capital de provincia con los alquileres más caros, detrás de ella va Madrid . Según Fotocasa, el precio se ha incrementado en un 0’4% hasta conseguir un valor superior al 43% por encima de la media nacional. En Madrid se paga por el alquiler de una casa al mes una media de 1.420 euros, solo detrás de Barcelona, donde el alquiler aumenta hasta los 1.525 euros. Pero, a pesar de estos precios, Barcelona ha mantenido sus precios mientras que ha aumentado en las otras tres provincias de Cataluña.

Alquilar un piso en alguna de estas ciudades sin desajustar tu presupuesto en la app de Fintonic  parece casi misión imposible. Pero ¡no te preocupes! Hay opciones para poder alquilar un piso y no dejarte todo el sueldo. Por ejemplo, ¿qué tal si compartes piso?

Alquilar piso sin morir en el intento

¿Quiénes comparten piso?

Por lo general, no todo el mundo está hecho y dispuesto a compartir piso. Las personas que comparten piso en España suelen tener hasta 30 años. Además, suelen vivir por el centro de las grandes ciudades y normalmente no quieren mascotas.

Aunque claro, este dato varía en función de la zona en la que busques piso. En San Sebastián, por ejemplo, la edad aumenta hasta los 35, mientras que en ciudades universitarias como Granada, Salamanca o Jaén, la edad se encuentra entre los 25 y los 26 años.

Si estás pensando en alquilar una habitación debes saber que en el 75% de los pisos conviven ambos sexos. Si eres hombre tienes un poco complicado para compartir con personas únicamente de tu sexo, ya que solo el 3% vive sólo con hombres. En el caso de las mujeres la cifra aumenta hasta el 22%, así que aquí puedes tener más suerte.

Si no te importa compartir piso, esta alternativa es una buena opción para ahorrarte un dinero en la mensualidad y en los gastos de suministros, lo que te permitirá seguir disfrutando de tu tiempo de ocio.

 

Consejos y ayudas para encontrar el piso ideal

Pero sin quieres encontrar un piso para ti solo (o para ti y tu pareja o familia), sin tener que compartirlo, seguramente, después de leer los datos anteriores hayas perdido la esperanza, pero ¡no desesperes! Encontrar el piso perfecto para ti, sin dejarte los ahorros en el camino, es posible. Existen una serie de claves que debes tener en cuenta para conseguirlo, así que ¡ahí van!

¿Sabías que buscar alojamiento en los meses de verano es más barato que en el último trimestre del año? Pues esto es así. Si estás pensando en mudarte, ahora es el momento. En julio, agosto y septiembre puedes llegar a ahorrarte casi 500 euros al año que si buscas alojamiento en octubre, noviembre o diciembre, según asegura la plataforma de alquiler de viviendas Uniplaces.es.

Si lo que deseas es mudarte a Madrid, tus meses son los del segundo trimestre, es decir, abril, mayo y junio. En este caso la diferencia de ahorro es de un 7’5%. En Barcelona es el primer trimestre el más económico. A principios de año pagarías 376 euros por una habitación mientras que en el último trimestre, el más caro en la ciudad condal, llegarías a pagar 422 euros. Esta subida hace que te ahorres o te gastes 552 euros al año. ¡Hay que saber elegir el mes!

Alquilar piso sin morir en el intento

Existen una serie de “extras” que harán que el piso sea más caro, por lo que debes valorar tus prioridades. Lógicamente, un quinto sin ascensor es mucho más barato que el que sí lo tiene. Del mismo modo, el aire acondicionado, la situación, la comunicación… Debemos estudiar todas estas características. Haciéndolo puedes ahorrarte unos cuantos euros que pueden venirte de perlas para otros gastos.

Si en lugar de estar en pleno centro, te alejas 10 minutos a pie ahorrarás bastante, y seguirás estando en una buena zona. Si puedes vivir sin aire acondicionado en verano, y poner un ventilador en cuenta, también ahorrarás un dinero. Los pisos sin este servicio son mucho más baratos.

También es bastante recomendable que, antes de firmar el contrato, además de pedirlo y leerlo, negocies con el casero. La renta puede ser negociable en gran parte de las ocasiones, aunque no siempre. Puedes intentar negociarlo a ver si el casero está de acuerdo. Piensa bien antes de acceder. Debes enterarte qué tipo de gastos incluye el precio de alquiler. Si el precio es demasiado bajo, pero debes hacerte cargo de las facturas, es muy probable que el precio se te acabe disparando. En muchas ocasiones es mejor pagar algo más pero que incluya lo imprescindible.

Asegúrate de tener todos los documentos necesarios en regla antes de ir a ver el piso. El casero puede ponerte problemas si no los tienes y eso podría hacer que perdieras tu apartamento ideal. Mira que tenga buena conexión a Internet y buena comunicación de transporte (ya sea público o para tu coche propio). Estos se han convertido en dos de los requisitos imprescindibles a la hora de encontrar el piso de tus sueños.

Por último, ya solo te queda enterarte de todas las ayudas que habrá a partir del 2018 para el alquiler joven de viviendas o la compra para jóvenes. Seguro que estas ayudas, junto a tu presupuesto mensual de Fintonic, te ayudan a conseguir un piso que se adapte a tus necesidades y a un precio razonable. Como dicen en Ikea: ¡bienvenido a la república independiente de tu casa!

¿Que piensas?