Ahorrar en tu servicio de televisión

ahorrar en televisionLa tele informa y entretiene, pero también sirve de compañía. No hay hogar sin televisión, y los grandes acontecimientos se ven a través de ella. Poco a poco la televisión ha evolucionado hasta el punto de ser interactiva. Los telespectadores tenemos la capacidad de elegir los contenidos que deseamos ver, de cambiar de canal cuando algo no nos gusta, incluso de poder verlo después de haberse emitido. Hay plataformas que permiten la grabación de los contenidos y su posterior consumo bajo demanda.

Esta tendencia ha derivado en que algunos contenidos sean de pago. Especialmente los canales de temática muy concreta. Todo empezó con Canal +, pero poco a poco se han ido sumando otras plataformas y canales especializados en determinadas materias o áreas.

El caso más conocido es el del fútbol. Desde que el deporte rey mueve tantos millones de euros, han sido muchos los canales que se han ido haciendo con los derechos para que los usuarios tengan que pagar por ver los partidos. Atrás han quedado los días en donde Vía Digital o Digital + ofrecían partidos del Real Madrid y el Barcelona con precios superiores a los 20 euros. Hoy día, aunque los precios son mucho más asequibles, en España es necesario pagar para ver los partidos.

Las series y las películas han seguido este camino, y también es necesario pagar por ver contenidos exclusivos de estas temáticas.

Según Fintonic, los españoles que tienen contratado este tipo de servicio, destinan una media de 43 € al mes, unos 516 € anuales. Es por ello que recomiendan que antes de abonaros a alguna de las plataformas que ofrecen este tipo de contenidos, valoréis realmente el tiempo que dedicáis a ver la televisión y los programas o deportes que realmente os interesan.

La idea es analizar si os será rentable o no contratar estos servicios. En Fintonic, como siempre, perseguimos el ahorro y queremos encontrar siempre la opción más barata. Por ello, os damos unos consejos para que ahorréis en la contratación de proveedores de contenidos audiovisuales:

  • Valora lo que realmente te gusta. Normalmente estos abonos vienen con paquetes con varias opciones de series, deportes, películas, etc. si, por ejemplo, sólo te abonas porque quieres ver los partidos de tu equipo favorito, igual te compensa verlos en bares y no tener que pagar por el servicio completo. Haz tus cuentas y valora lo que realmente te sea más rentable.
  • Compara. Una vez que sabes qué contenido búscas, comprar precios entre los numerosos proveedores. Usa la aplicación de Fintonic si no sabes bien cuánto puedes gastarte en este servicio sin que se resienta tu bolsillo. La app te dira en un par de clicks cuánto dinero destinar a este capricho.
  • Comparte plataforma. Si vives cerca de un amigo o familiar que sea igual de forofo que tú de un equipo de fútbol, o si estáis enganchados a la misma serie, podéis compartir el gasto y abonaros en una de las casas, pero disfrutarlo los dos. Así, podrás ver todo lo que te gusta ahorrando un dinero y compartiéndolo con gente, que, además siempre es más divertido verlo en compañía. En la actualidad, muchas plataformas permiten realizar dos conexiones simultáneas, una desde la propia televisión y otra desde un dispositivo móvil o portátil. Esto permitirá que veáis al mismo tiempo el contenido que deseéis, sin ningún tipo de restricción.
  • Muchas de estas plataformas, como es el caso de Movistar, ofrecen soluciones para poder ver lo mismo en distintos puntos. Es decir, el aparato se coloca en una casa, pero con unas claves de acceso es posible verlo en otro lugar a través de internet. Esta es una solución muy buena para familias, por ejemplo. Lo puede tener instalado el padre y beneficiarse de ellos los hijos también.
  • Las películas, en el cine de tu salón. Si inviertes en alguna de estas plataformas por el cine, ahorra las entradas en la gran pantalla. Suelen sacar buenos estrenos relativamente pronto, por lo que lo más recomendable es que esperes un poco y veas esa película que tanto te apetece en el salón de tu casa. Así sacarás el máximo partido a la plataforma y ahorrarás en las entradas de cine.
  • Algunas consolas ofrecen también la posibilidad de ver contenidos de televisión que te hayas podido perder. PlayTV es una aplicación de PlayStation que permite grabar contenidos en alta definición en la PlayStation 3. Es otra posibilidad para que disfrutes de contenido aunque no lo hayas podido ver en su momento de emisión.

Este y otros servicios que te permiten consumir contenidos ya emitidos podrán ayudarte a valorar si realmente necesitas abonarte y pagar una cuota mensual para adquirir otro tipo de contenidos audiovisuales. En muchas ocasiones, tienes apenas unas horas al final del día para sentarte frente al televisor. Si, en ese momento, no hay nada en la tele, sentirás la necesidad de abonarte para consumir contenidos a la carta. Sin embargo, con aplicaciones como la comentada, o similares, podrás grabar contenidos ya emitidos y disfrutar de los mismos en el momento en el que sí te sentarás frente al televisor. Planificando previamente qué cosas te interesan de la parrilla de programación semanal, contarás con programas, series y espacios informativos de tu interés en los momentos en los que realmente los necesitas.

¿Que piensas?