11 gadgets que te ayudarán a ahorrar tiempo y dinero

ahorrar-tiempo-dineroNuestras costumbres y rutinas pueden tener diversos efectos a la hora de ahorrar tiempo y dinero. Hay determinadas conductas que nos convierten en personas especialmente eficientes y hoy en día, a falta de voluntad, la tecnología puede ayudarnos a conseguirlo.

La domótica engloba decenas de sistemas y soluciones informáticas que pueden convertir tu apartamento en un hogar inteligente. Permiten controlar la iluminación de tu casa, centralizar las comunicaciones, regular el termostato o tener a punto las alarmas de seguridad, por ejemplo, de una manera intuitiva y especialmente eficaz a la hora de ahorrar energía.

Sin embargo, convertir una casa en un espacio robotizado al 100% puede necesitar de una inversión importante. Por suerte existen diferentes artículos y aparatos que nos pueden ayudar a hacer más eficiente nuestro espacio sin necesidad de hacer grandes desembolsos.

Lo primero que aconsejan los expertos, antes de empezar a equiparnos para ahorrar en casa, es prescindir del ‘stand by’ en nuestros hogares: debemos apagar o desconectar de la red todo aparato que no estemos utilizando. La energía que consume un electrodoméstico que dejamos enchufado, pero no completamente apagado, puede alcanzar un porcentaje sorprendente en tu factura: hasta un 10,7%.

Una vez tomada esta primera determinación, existen 11 artículos que nos pueden ayudar a conseguir invertir menos tiempo y dinero en tener nuestro hogar a punto:

  • Smartphone. Tu teléfono no sólo sirve para comunicarte: es un reproductor MP3, un GPS, la alarma-despertador, tu cámara de fotos… Todo móvil (o tablet) tiene su propio calendario, que puedes sincronizar con tu correo, para tener controlados perfectamente fechas, cumpleaños, reuniones y plazos. También permite descargar decenas de aplicaciones que pueden ayudarte a ser eficiente y ahorrar en tus compras, como Gelt, Beruby, MyG21, Lyoness… Además, si no quieres enredarte en sumas, restas y operaciones para controlar lo que gastas y dónde lo gastas, la app de Fintonic es una gran solución. Organiza y analiza tus gastos por ti, los categoriza a tu gusto –supermercado, niños, ropa– y te permite realizar un seguimiento personalizado de tu economía.
  • Bolígrafo inteligente. Son capaces de convertir notas escritas a mano en documentos digitales, lo que ahorra papel y tiempo y facilita las tareas de archivo y búsqueda. También pueden grabar conferencias o reuniones gracias a un micrófono incorporado. Entre la oferta destacan Livescribe, Lernstift o Smartpen (para niños), por citar algunos, con precios que están rondando entre los 100 y los 300 euros. Un sistema más asequible pasa por descargar las aplicaciones Evernote o OneNote, que permiten subir fotografías de nuestras notas y pueden realizar búsquedas sobre ellas.
  • Mando a distancia universal. Por un precio ‘de salida’ de entre 50-60 euros, un mando universal nos permitirá controlar con un solo aparato la gran mayoría de nuestros dispositivos audiovisuales: menos mandos significan menos pilas y menos espacio. Entre los mejor valorados por los usuarios de Amazon están los de la línea Logitech Harmony, pero la oferta es amplísima.
  • Termostato inteligente. Esta web recoge las posibilidades que ofrece un regulador programable para mantener nuestro hogar bien climatizado, con propuestas de acuerdo a las características de cada hogar. Se necesita de cierta pericia a la hora de programar los termostatos, al menos la primera vez, pero un buen uso de estos dispositivos nos puede hacer ahorrar más de 200 euros al año en calefacción y refrigeración.
  • Máquina de envasar al vacío. Una familia puede ahorrar cientos de euros si aprende a conservar durante más tiempo los alimentos frescos, además de congelarlos cuando sea necesario. Una máquina de envasar al vacío, cuyo coste medio puede oscilar entre los 60 y los 150 euros, nos ayudará a evitar tirar menos alimentos sin consumirlos. Además es importante saber que todas las frutas y verduras se pueden congelar.
  • Regletas inteligentes. Una regleta que pueda detectar (y evitar) el mencionado ‘modo stand-by’ puede hacerte ahorrar más de lo que imaginas. Por un coste unos 20-25 euros, una de estas regletas es capaz de detectar cuándo tenemos un aparato en estado de espera y apagarlo totalmente si no registra un uso del mismo durante un período de varios minutos; ésa es la diferencia básica con las tradicionales.
  • ‘Etiquetas’ para no perder nada. Para aquellas personas propensas a perder las llaves, la cartera o incluso a su perro o gato, existen sistemas de localización muy sencillos a modo de ‘etiquetas virtuales’ que nos permiten saber dónde está en cada momento aquello que necesitamos encontrar. La base de esta tecnología es el GPS: algunos ejemplos de son TileApp, CobraTag o Tagg (para mascotas), todas en forma de app para el móvil.
  • Sistema de ‘diagnóstico interno’ para tu coche. Los coches de alta gama suelen llevar de serie este tipo de dispositivos, pero ahora también se puede instalar uno en cualquier otro vehículo para darle al dueño información útil sobre el consumo, el estado del motor, la temperatura del motos, la cantidad de kilómetros que podemos recorrer antes de quedarnos sin combustible, velocidad media, huella de carbono, etc. La marca de referencia en este mercado es ScanGauge, con precios a partir de los 180 euros.
  • Máquina para hacer refrescos. Ésta es una buena opción en casas con niños o con ‘adictos’ a las bebidas con gas, especialmente en verano. Propuestas como las de SodaStream, que se puede comprar en España a partir de unos 70-80 euros –recambios aparte– nos permite convertirnos en fabricantes de refrescos. Según este reciente estudio, los españoles consumimos al año 306 litros de refrescos (926 latas), con un gasto medio de 351 euros en estas bebidas; vale la pena plantearse un DIY en este ámbito.
  • Una buena cafetera. En este antiguo post de Fintonic para Expansión ya se recogía el ahorro que puede suponer tomarse el café en casa y no en un bar o en el trabajo. Una taza de café de lunes a viernes ronda los 10 euros a la semana; al mes supone unos 40 euros; al año, hablamos de la cantidad nada desdeñable de 450–500 euros en esta bebida. Una cafetera de gama media o alta hace que cada café nos cueste 10 céntimos si lo hacemos en casa, convirtiendo este electrodoméstico en una gran inversión.
  • Jarras con filtro de agua. Antes de optar por el agua embotellada, hay sistemas para mejorar el sabor o la calidad del agua del grifo: los filtros reutilizables, ya sea para aplicarlos directamente a los grifos o instalados en jarras para beber. Los precios son muy variados, pero por 20-30 euros ya podemos encontrar opciones de mucha calidad en prácticamente cualquier formato.

Incorporar uno o varios de estos 11 gadgets a nuestro día a día puede resultar todo un desahogo para nuestras finanzas. Para estar siempre al tanto de qué pasa con tu dinero, la app de Fintonic será el gran aliado en tu propósito de tener tu economía saneada: permite gestionar objetivos de ahorro de forma que hacerlo no te suponga un quebradero de cabeza y por mínima que sea la cantidad que consigas ahorrar, siempre será bienvenida.

¿Que piensas?